La Biblia Moderna en Español, (haga clic en el texto en verde)     Ir al índice de la biblia   
Ezequiel 33:11

Mostrar el Capítulo y las notas   

 11 Diles: ¡Vivo yo, que no quiero la muerte del impío, sino que el impío se aparte de su camino y viva!, dice el Señor Jehovah. ¡Apartaos, apartaos de vuestros malos caminos! ¿Por qué moriréis, oh casa de Israel? [De manera que ningún hombre muriera mientras todavía está pecando y pierda su alma, la gracia de Dios se ha manifestado a todos los hombres, Tit 2:11; la luz (Cristo) es dada a todos los hombres para que puedan creer, Juan 1:7,9; (un talento) medida del Espíritu de Dios es dada a todos los hombres para el bien de todos, 1 Cor 12:7; y el Espíritu de Dios fue derramado sobre todos los hombres en el Pentecostés, Hechos 2:1-21.]

Ezequiel 18:30-32

Mostrar el Capítulo y las notas   

 30 Por tanto, yo os juzgaré a cada uno según sus caminos, oh casa de Israel, dice el Señor Jehovah. Arrepentíos y volved de todas vuestras transgresiones, para que la iniquidad no os sea su ruina.

 31 Echad de vosotros todas vuestras transgresiones que habéis cometido, y adquirid un corazón nuevo, una mente nueva y un espíritu nuevo. ¿Por qué habréis de morir,1 oh casa de Israel?

 32 Ciertamente, yo no quiero la muerte del que muere, dice el Señor Jehovah. "Volveos [de vuestros malos caminos] y vivid."

Hechos 10:34-35

Mostrar el Capítulo y las notas   

 34 Entonces Pedro, abriendo su boca, dijo: --De veras, me doy cuenta de que Dios no hace distinción de personas, [Dios es justo, Dios es puro, y Dios anónimamente le ruega a todo hombre para que se aleje de sus caminos egoístas e impíos porque Dios quisiera que todos los hombres sean salvos; pero el hombre debe hacerle caso a las convicciones de Dios en su día de visitación. Sin embargo, la gran mayoría de los hombres aman sus propios caminos egoístas e impíos; y por lo tanto niegan y huyen de la revelación de Dios de sus obras, sin saber que era la luz de Dios razonando con ellos y tratando de salvarlos de las consecuencias de sus vidas que continuan siendo impías y egoístas.]

 35 sino que en toda nación el que le teme y obra justicia, le es acepto.2 [Las primeras obras de justicia son lamentar sus pecados pasados, alejarse del mal que usted conoce, compartir sus excesos con aquellos que no tienen las necesidades básicas de la vida, y hacer un gran esfuerzo para: no mentir, ser honesto, no tomar ventaja de nadie, no oprimir a nadie, no querer más, y no quejarse. Además la justicia resulta de la obediencia a los mandamientos de Dios para usted, los cuales usted oye y ve a medida que usted espera a Dios en humilde silencio, escuchando y velando para oír sus palabras habladas y sus revelaciones para usted.]

1 Timoteo 2:3-4

Mostrar el Capítulo y las notas   

 3 Esto es bueno y aceptable delante de Dios nuestro Salvador,

 4 quien quiere que todos los hombres sean salvos y que lleguen al conocimiento de la verdad. [Para que todos los hombres puedan ser salvos (libres de pecado, lo cual es salvación), la gracia de Dios que trae salvación se ha manifestado a todos los hombres, Tit 2:11; la luz (Cristo) es dada a todos los hombres para que puedan creer, Juan 1:7,9; (un talento) medida del Espíritu de Dios es dada a todos los hombres para el bien de todos, 1 Cor 12:7; y el Espíritu de Dios fue derramado sobre todos los hombres en el Pentecostés, Hechos 2:1-21.]

Apocalipsis 3:20

Mostrar el Capítulo y las notas   

 20 He aquí, yo estoy a la puerta y llamo; si alguno oye mi voz y abre la puerta, entraré a él y cenaré con él, y él conmigo.6 [La puerta es el corazón de todo hombre; el tocar la puerta es ruego suave y anónimo de él para que usted se aparte del mal. El abrir la puerta es creer que sus ruegos son verdaderos y arrepentirse del mal que él expone, y cambiar su conducta de manera apropiada. El cenar con él es recibir más de su sabiduría que él derrama sobre usted en respuesta a su obediencia cuando usted hace caso a sus reproches.]

Juan 3:17

Mostrar el Capítulo y las notas   

 17  Porque Dios no envió a su Hijo al mundo [a cada hombre] para condenar al mundo [a cada hombre], sino para que el mundo [a cada hombre] sea salvo por él. [Porque el Hijo del Hombre no ha venido para destruir las vidas de los hombres, sino para salvarlas. Lucas 9:56. Ser salvo es ser liberado de todo pecado; aún el deseo de pecar es quitado.]

Hechos 17:26-27

Mostrar el Capítulo y las notas   

 26 De uno solo ha hecho toda raza de los hombres, para que habiten sobre toda la faz de la tierra. Él ha determinado de antemano el orden de los tiempos y los límites de su habitación,

 27 para que busquen a Dios, si de alguna manera, palpasen y le hallasen. Aunque, a la verdad, él no está lejos de ninguno de nosotros; [El único propósito de esta vida es buscar y encontrar a Dios. De la Palabra del Señor en el interior: "la tierra existe para los santos;" la tierra existe para producir santos, quienes son hijos de Dios y su Espíritu está en control de sus pensamientos, palabras, y acciones, para así traer placer, honor, y gloria a Dios. Jorge Fox escribió: "El Padre está en todos ustedes, Cristo está en ustedes, y el reino de los cielos está en ustedes; allí, en su corazón, es donde los encontrará a todos ellos. Veánlo allí escudriñando sus corazones, y encuéntrenlo allí probando nuestras mentes y corazones; inclinen sus oídos, y denle oído a él allí, quien dará a cada uno conforme a sus palabras y sus obras, sean buenas o malas."]

Para ver el(los) versículo(s) mostrado(s) paralelamente en Nueva Intl, Reina Valera, y La Biblia de las Américas, haga click aquí.